Los cuatro pasos

pasos

Cuando se hace la pregunta: “¿Qué es la creatividad?” usted encontrará un montón de estudiosos y pensadores dedicados a responder esa pregunta. Si bien cada uno tendrá su propia teoría, al final se llega a la conclusión más obvia:

La creatividad es la capacidad de crear.

Es cierto que esta respuesta es demasiado amplia, pero al menos nos aclara que básicamente todos somos creativos. El hecho de que nos hayamos decidido a ser escritores, en primer lugar, es un impulso a canalizar la creatividad que sabemos que llevamos dentro hacia las letras. Cuando nos disponemos a escribir las posibilidades son infinitas y la traducción de esas posibilidades en texto literario es nuestra manera de crear. Es parte de nosotros. Por ejemplo, si usted está enfrascado en su proyecto de novela y busca esa chispa de inspiración que ponga en funcionamiento su motor creativo, entonces creo que usted encontrará su respuesta… en si mismo. Pero la creatividad no se invoca con magia, o se espera que llegue por sí misma, de la mano de nuestra caprichosa musa. Hay una serie de acciones que podemos hacer para obtener resultados de nuestra creatividad sin depender de la inspiración repentina. Este es el proceso creativo conocido como los Cuatro Pasos de la Creatividad. Estos pasos son utilizados por muchos artistas (no solo escritores), creativos publicitarios, y gente que precisa solucionar problemas en general, ya sea individualmente o en grupo, como un marco lógico para investigar, desarrollar y poner en práctica sus ideas de principio a fin.

Las 4 etapas del proceso creativo:
Comience con una pregunta para contestar o un problema para resolver, como por ejemplo comenzar el capítulo dos.

Paso 1: Preparación
El escritor no crea del aire, de la nada. Lo hace a partir de una serie de datos que nos llegan por medio de la curiosidad, la perspicacia, la mente receptiva. El conocimiento del escenario y de los personajes y se traduce en sensaciones y sentimientos que nos orientaran en la forma más natural de resolver sus acciones y diálogos.

Paso 2: Incubación
En este paso, toda la información recopilada, junto con las sensaciones y emociones se manipulan como materia prima y se transforma en algo nuevo. Es el momento de liberar nuestra mente de ataduras lógicas y simplemente dejarnos invadir por metáforas, nuevos conceptos y significados como vehículo de la novedad que podemos aportar.

Paso 3: Iluminación
De todo ese cúmulo de ideas, de esa fuente de posibilidades, comenzamos a analizar, juzgar, descartar o conservar las ideas orientándolas al objetivo. Una de esas ideas comenzará a brillar con más fuerza y se presentará como la solución más natural al problema planteado.

Paso 4: Implementación
Aquí hacemos real esa solución, creamos. Ponemos en palabras la idea que se nos presentó como original y resolutiva. Escribimos.

Después de leer estos pasos aparentemente llenos de sentido común, puede que se pregunte (como yo) si se deben seguir en orden, o si todos ellos son incluso necesarios en cada proyecto creativo que hacemos.

La respuesta es: Ser consciente del proceso creativo permite sacar el máximo partido de él. ¿Pero, es realmente necesario? No lo es, cada uno puede hacer lo que quiera. Sin embargo, cada paso es digno de consideración y, a largo plazo, pueden ahorrarle tiempo y frustración. Incluso se puede encontrar que los pasos no siempre suceden en el orden y en ocasiones se repiten en el proceso. Esa sería la naturaleza no lineal de la creatividad.

Ahora bien, no quiero que piense es estos pasos como un jarro de agua fría sobre la espontaneidad de sus impulsos creativos. En su lugar, piense en ellos más como práctica de planificación y preparación para lo que usted quiere lograr.

No hay una cantidad fija de tiempo que debe dedicar a cada paso, solo hay que seguir los pasos de su mente. No puede pasar mucho tiempo en la fase de investigación para las cosas más espontáneas, pero de nuevo, hay veces en que se me avanza y se retrocede más de una vez para repetir pasos anteriores y salir con nuevos resultados. ¡Y eso está muy bien!

Por lo tanto, si usted es nuevo en el concepto de los Cuatro Pasos de la Creatividad, le insto a que los tenga en cuenta durante su próxima sesión creativa, estoy seguro que le serán de ayuda.

Más artículos...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto:

Navegando este sitio usted acepta le utilización de cookies. mas información

Utilizamos cookies para facilitar el uso de nuestra página web. Las cookies son pequeños ficheros de texto que su navegador almacena en el disco duro de su ordenador y que son necesarias para utilizar nuestra página web. Las cookies que utilizamos no almacenan datos personal alguno, ni ningún tipo de información que pueda identificarle. En caso de no querer recibir cookies, por favor configure su navegador de Internet para que las borre del disco duro de su ordenador, las bloquee o le avise en caso de instalación de las mismas.

cerrar